miércoles, septiembre 29, 2010

My Fair Lady - Santiago, Chile


My Fair Lady en una producción hecha totalmente en Chile, está basada en Pygmalion de George Bernard Shaw, musical con texto y letras de Alan Jay Lerner y música de Frederick Loewe, con traducción y adaptación de Enrique Inda y Darío Oses.

Y ahí estaba yo, el 2 de septiembre, día de la inauguración del nuevo Teatro Municipal de Las Condes (uno de los más modernos de América Latina), esperando en Platea Preferencial la exhibición de este hermoso musical que me dejara en las retinas, tantas veces, en la figura de Audrey Hepburn en la película de 1964, la actuación y canciones de este bello musical que interpretaran en Broadway el año 1956 Rex Harrison y Julie Andrews, desechada esta última para la película, creo porque pensaron que no daría con el porte aristocrático que le podía dar y que le dio realmente la antes mencionada Audrey Hepburn ya convertida en dama, aún cuando ella en definitiva no cantó. A pesar de que el resultado fue magnífico, lamento que se dejara de lado a Julie.

En fin, quería y tenía mucho interés en ver a Amaya Forch en el papel de Eliza Doolittle. Cómo interpretaría en español el símil del acento cokney del original, volver a escuchar y ver tantos temas inolvidables, ver a Julio Milostich como el excéntrico Profesor Higgins, disfrutar desde la obertura magnífica con los músicos presentes, en fin....

Y no me defraudó. El montaje que contó con la dirección de Rodrigo Claro, la coreografía de Hugo Urrutia, un elenco de 30 actores y cantantes estuvo a la altura de cualquier espectáculo en Buenos Aires (mi mayor referencia además de Broadway en lo que a musicales se refiere). Me gustaría que se editara algún registro en DVD para verlo más veces. Y se logró entregar una versión apegada al espíritu de la original y sin "chilenizarla". Genial Amaya en Ascott...

Quedó al debe Amaya en "Podría bailar toda la noche" ("I Could have danced all night"). Precisamente faltó el baile. Pero su actuación y canto estuvieron extraordinarios a través de toda la obra. Sólo mostró baile en la recepción en la Embajada. Julio Milostich muy convincente como el Profesor Higgins. Edgardo Bruna como el Coronel Pickering, excelente. Doolittle padre, Humberto Gallardo actor reconocido de un famoso comercial y Stand ups Comedies, muy a la altura.

Uno de mis videos de recuerdo de esta obra:


En fin, estoy feliz que en Chile se vuelvan a montar los grandes musicales, como ya se había hecho recientemente con similar elenco con El Hombre de la Mancha. Creo que ahora se viene West Side Story...lo estaré esperando.

4 comentarios:

Anita dijo...

Los musicales hacen sognar, qué bueno que se esté revitalizando este género en Chile. Con tu comentario me dieron ganas de verlo! De hecho tú haces una valiosa contribución a este género con tus muy bien documentados artículos. Gracias, también, por tus generosas palabras, es un honor y alegría. Abrazos

viejana dijo...

Gracias Anita por tus comentarios. Siento que debo seguir publicando sobre el género, que tan pocos adeptos tiene en Chile. Es mi aporte humilde. Fíjate que, aún cuando está prohibido captar imágenes o videos en estos espectáculos, mi hijo, que no le pega mucho al asunto, grabó varios que debí subir, malos y todo, porque no ha habido ningún otro registro.

Unknown dijo...

Buenas, me encanta este blog y espero seguir leyendo sus comentarios. Yo soy un gran aficionado al musical y enseño arte drmático a los chavales de mi escuela. Un cordial saludo. Antonio

CarlosI dijo...

Hola!

Este fue el primer musical que ví en Chile. Me encantó igualmente. Recuerdo de manera especial la orquestación, que fue impecable. "The rain in Spain" tuvo una versión en español tan poderosa como la inglesa, y la voz femenina mantuvo una afinación perfecta en toda la obra. Un agrado completamente.